"Existe una relación recíproca entre acompañamiento espiritual y comunidad" Publicado: 09-04-2021

En el proceso de 'siembra' del documento de formación salesiana "Jóvenes salesianos y acompañamiento - Orientaciones y Pautas", la atención se centra en este mes de abril en "El papel de la comunidad y de la misión" (del n. 140 al 151 del texto). En el número 141 se lee: "Existe una relación recíproca entre acompañamiento espiritual y comunidad. Tenemos presente que por comunidad no entendemos sólo comunidad religiosa salesiana, sino también comunidad educativo-pastoral – y esto es especialmente significativo en la fase del tirocinio. Un buen camino de formación ayuda a ser siempre más abiertos a los otros y más disponibles al don de sí en el servicio. Es igualmente verdad que el ambiente de la comunidad tiene un gran impacto en el camino de cada miembro y en disposición a mejor el acompañamiento espiritual". El octavo vídeo-semilla es precisamente una invitación a leer y compartir esta parte del documento. Se realizó con la ayuda de Christopher, Ignazio, Wellington, Enrico y Orazio, en cuarto, ahora capilla, donde Don Bosco escribió su Carta desde Roma del 10 de mayo de 1884. De lo que él vio desde este cuarto en los patios de Valdocco y que lo hizo sufrir es que nace el: “¡No basta con amar! Deben darse cuenta de que son amados”. El modo salesiano de estar entre los jóvenes y con los que comparten la misma misión, acaba formando y sintonizando el corazón con lo que Don Bosco llevaba en el corazón. Este es también el mensaje contundente que el Papa Francisco dirigió a los Salesianos durante el CG28: “No somos capacitados para la misión, sino que estamos formados en la misión, de la cual gira toda nuestra vida, con sus opciones y prioridades. La formación inicial y la permanente no puede ser una instancia previa, paralela o separada de la identidad y sensibilidad del discípulo. La misión inter gentes es nuestra mejor escuela: a partir de ella rezamos, reflexionamos, estudiamos, descansamos”. La vídeo semilla finaliza con tres preguntas para estimular la reflexión y el intercambio dentro de las comunidades: -¿Cómo se convierten en formación para mí y para nosotros las relaciones dentro de la comunidad salesiana, de la comunidad educativo pastoral y en el campo abierto donde interactuamos con los jóvenes? -¿Cuánto es significativa la interacción con los laicos en la fase de formación que estoy viviendo? -¿Qué valor damos a las experiencias pastorales y a su acompañamiento? ¿Se convierten en el "aprendizaje mediante la experiencia", que es el corazón de nuestra formación permanente? Fuente: Agenzia Info Salesiana